CIGUATERA, la intoxicación alimentaria que está llegando a España

María Gerona TorrebejanoHigiene Agroalimentaria en SevillaLeave a Comment

Desde el Gobierno de Canarias, tras haberse dado una serie de brotes de intoxicación alimentaria por Ciguatera, se pusieron en marcha una serie de actuaciones para evaluar los procesos que estaban vinculados con la presencia de ciguatoxinas en el medio marino de Canarias o si se trataba de hechos puntuales relacionados con peces migratorios y que ocasionalmente han llegado a nuestras aguas. Para ello se ha elaborado un protocolo de actuación para el control oficial de la ciguatoxina en los productos de la pesca fresca extractiva en los Puntos de Primera Venta (PPV) autorizados en Canarias.

¿Qué es la ciguatera?

ciguatera-grafico-kxMC--510x286@abcEs un tipo de intoxicación alimentaria que se produce por el consumo de peces que contienen ciguatoxina.

Para que se produzca la intoxicación en el ser humano es necesario que el pescado consumido haya acumulado la toxina en suficiente cantidad, es decir, especies grandes, depredadoras, que han acumulado toxinas al alimentarse de otras especies herbívoras que a su vez se alimentan de algas y dinoflagelados tóxicos de Gambierdiscus toxicus (propios de los arrecifes de coral).

¿Qué especies son consideradas de riesgo en Canarias?

A excepción de otros peligros asociados al pescado, como el anisakis, la ciguatera no se puede eliminar mediante congelación o calor. La talla de los peces es importante por lo que la Dirección General de Pesca ha declarado la obligatoriedad de realizar análisis en piezas con pesos iguales o superiores en:

medregal mero peto

pejerrey, abade, pez espada, picudo

Además en el etiquetado para el medregal, mero, peto y pejerrey deberá indicarse lo siguiente: “RIESGO: No poner a la venta al consumidor final las vísceras de esta especie”.

etiquietado

Está prohibida la comercialización de las especies con pesos iguales o superiores a los indicados sin que, previamente se les haya realizado la prueba diagnóstica, de forma esquemática se deben seguir los siguientes pasos:

esquema

¿Cuáles son los síntomas?

La toxicidad comienza a ser manifiesta a medida que la toxina se va concentrando a través de la cadena alimentaria, llegando al ser humano.

Si hemos consumido alguna de las especies consideradas de riesgo podemos presentas el siguiente cuadro clínico:

  • Síntomas gastrointestinales: suelen presentarse en la primeras 48 horas posteriores a la ingesta. Se trata de vómitos, diarreas, náuseas y dolor abdominal.
  • Síntomas neurológicos: pueden aparecer de manera simultánea al cuadro digestivo o días después. Existe sensación de hormigueo o entumecimiento de manos, labios y extremidades, prurito, inversión de temperatura (los objetos fríos dan sensación de estar calientes y los calientes fríos), dolor y debilidad en extremidades inferiores.

Fuente: www.gobiernodecanarias.org

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *